lunes, 25 de abril de 2016

EL PLEBISCITO DE ALLENDE

El Presidente Allende, se expresa, programaba convocar a un plebiscito. Las urnas decidirían su permanecía en La Moneda. Con ello se evitaba el golpe. El entonces Secretario de la UTE avala tal afirmación atribuida al líder de la UP http://www.cooperativa.cl/noticias/pais/dd-hh/allende-dijo-si-pierdo-el-plebiscito-me-voy/2013-09-02/091008.html.Sin embargo, la desmiente el exministro de Justicia http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2003/09/15/pudimos-haber-salvado-a-allende-y-a-la-democracia-chilena/.

Afiche en que La Moneda y la UP convocan, según
se expresa ahora, a plebiscito.
En la Carta de 1925 no aparece la figura del referendum revocatorio a que se hace referencia. La maneja no tanto el jefe de Estado depuesto en 1973-, sino sus herederos. En "Memorias. Testimonios de un soldado" Carlos Prats (págs.509 y 510 - Edit. Pehuen) anota que, en el Cañaveral, se baraja top secret aquella opción. La juzga maniobra tardía y engorrosa. Contrapropone, aquel domingo 9 de septiembre, una autorización, de ambas Cámaras para que abandone el país. Así evitaría el pronunciamiento.

No obstante, como lo expresa Arturo Uslar Pietri, los protagonistas de entonces -uno a uno  y paso a paso- empujan a la república, igual que,en una tragedia griega, a un final patético. Los efectos negativos de aquel vociferante sectarismo de la UP y de esa paranoica represión de Pinochet, perduran en el subsuelo de nuestra sociedad. La Concertación y la Nueva Mayoría han sido, al parecer, sólo analgésicos. Son urgentes nuevas autocríticas superen las hasta ahora que son sólo retórica.