viernes, 10 de julio de 2015

EL PAPA Y BOLIVIA

El papa Francisco instó este miércoles a los gobiernos de Bolivia y Chile instaurar un diálogo franco, abierto e indispensable para encontrar una solución compartida, equitativa y duradera a la centenaria demanda boliviana de reintegración marítima.

“El desarrollo de la diplomacia con los países del entorno que eviten los conflictos entre pueblos hermanos y contribuya al diálogo  de los problemas, hoy es indispensable. Estoy pensando acá,… en el mar. El diálogo es indispensable”, exhortó el Santo Padre.


La respuesta de los presentes en la Catedral Metropolitana de la ciudad de La Paz y de una multitud en la Plaza Murillo y en las calles adyacentes el discurso de Francisco– fue unánime: un prolongado como afectuoso aplauso coronó esas palabras.



“Construir puentes en vez de levantar muros. Todos los temas, por más espinosos que sean, tienen soluciones compartidas, equitativas y duraderas y, en todo caso, nunca han de ser motivo de agresividad, rencor o enemistad...", agregó.